Compartir este post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Nos han enseñado que la felicidad es netamente subjetiva, que no es viable que se pueda cuantificar y mucho menos medir. Que lo que te hace feliz a ti, no tiene porque hacer feliz a otra persona.

La felicidad personal ha sido estudiada desde la época de los grandes filósofos como Sócrates, quienes han indicado la gran importancia de no sólo buscar la felicidad; sino vivirla en todos los proyectos que realizamos a lo largo de nuestra vida.

Hoy te quiero decir, adicionalmente, que en las organizaciones la felicidad es mucho más que una “decisión” de los colaboradores, porque cuando encuentras ambientes de trabajo un tanto hostiles, llenos de tareas más que de proyectos desafiantes y adicionalmente si no contamos con líderes o gerentes de felicidad organizacional; sino con “micromanagers” dedicados al excesivo control, encontramos culturas organizacionales poco felices con el consiguiente impacto negativo en la rentabilidad.

Felicidad organizacional es trabajar desde la estrategia y con un plan objetivo de acción para conseguir colaboradores felices, clientes y personas con experiencias maravillosas vividas en la empresa; como la única manera para que estas sean realmente ágiles y efectivas, empresas productivas y muy rentables haciendo felices a sus clientes y ejerciendo el poder de ser difícilmente copiados por la competencia. 

¿Sabes cuánto dinero pierden las empresas por no implementar la Felicidad Organizacional?

Normalmente, las áreas de talento o gestión humana por esta época están enfocadas a revisar y contratar acciones de bienestar (BIEN -ESTAR) en las empresas que poco o nada consultan las necesidades o sueños de los colaboradores en las mismas, no entendiéndose que en este nuevo mundo donde han cambiado tanto, a partir de las nuevas generaciones y sumado a lo que el COVID-19 nos ha dejado, debemos trabajar en el “BIEN-SER”.

Todas las empresas se enfocan mucho en los clientes externos, conocen dónde están, cómo se comportan, qué buscan; pero se olvidan por completo del cliente interno, del colaborador que es su propia gente.

Cuando se toma un diagnóstico profundo en las estrategias a desarrollar o trabajar, tanto en la vida como en las empresas, podremos realizar acciones de implementación ciertas y con resultados óptimos, donde los esfuerzos tanto de la empresa como de los colaboradores tengan un enfoque claro y objetivo de actuación.

Es así como las organizaciones pueden ahorrar de sus presupuestos entre un 15% y un 30%, y van a redundar en el mejor aprovechamiento del tiempo del colaborador que impacta una mayor productividad, dado que éste estará participando activamente en los planes de transformación de la cultura organizacional basado en felicidad más que en acciones aisladas y desenfocadas.

Mucho se habla sobre como el capital humano es lo más Importante dentro de la organización; pero la dura realidad con números nos revela todo lo contrario:

Las cifras anteriores presentan un panorama claro en donde los colaboradores no están sintiéndose felices en las organizaciones.

La gran apuesta a futuro que está orientando a los directivos y empresarios es el decidirse por transformar la cultura organizacional teniendo como eje principal la felicidad; que se realice un diagnóstico correcto, profundo y medible para poder trabajar desde el SER HUMANO con indicadores de manera cuantitativa y cierta para que ocurra la verdadera transformación.

Hay sistemas que permiten identificar qué tan felices son las personas en las empresas. Con esta medición los equipos directivos tienen indicadores claros para redirigir el manejo de la cultura organizacional y acompañar a los miembros del equipo en su desarrollo personal y profesional de una manera muy objetiva. Por tanto, medir la felicidad organizacional sí es posible a través de estos modelos que aplicamos. Tanto cuantitativa como cualitativamente.

Lo más importante es que se puede trabajar por una empresa que le apueste a brindar felicidad a los colaboradores mejorando los índices de productividad. Felicidad que sí es alcanzable si se fijan los parámetros adecuados para llegar a esas metas que la conforman, es en este sentido que una vez que cuentas con las cifras correctas podrás gestionar la felicidad de tus colaboradores.

Articulo publicado en Nuevo Diario Argentina

http://www.nuevodiarioweb.com.ar/noticias/2021/01/29/281717-medir-la-felicidad

Diana Ospina

Diana Ospina

Conferencista internacional y especialista en gestión del cambio organizacional. Es creadora del Modelo de Medición en Felicidad Organizacional BhiPRO (Business Happiness Index Program). Su objetivo es ayudar a las empresas a lograr el máximo nivel de productividad y rentabilidad.

Medición Mundial de la Felicidad

Participa En La Investigación Más Grande Del Mundo A Nivel De Felicidad Organizacional. »Ir Ahora Al Estudio.

Explorar más

¿Quiénes somos?

Somos especialistas en la medición de la felicidad organizacional. Conoce más sobre nosotros y nuestros programas educativos.

Diplomado virtual

Deja tus datos para solicitar más información de nuestro diplomado

Únete hoy

Solicita información para inscribirte al programa de Diplomado Online

Únete hoy

Solicita información para inscribirte al programa de Certificación Online